Al menos 800 niños han faltado a clases por epidemia de sarampión en Washington

- Por

El efecto dominó de la epidemia de sarampión en Washington, Estados Unidos, ha ido incrementando gradualmente. Se reportó que al menos 800 estudiantes tuvieron que quedarse en su casa por varias semanas debido al riesgo de exponerse al virus.

En Clark County, se han reportado 71 casos de sarampión desde el comienzo de 2019. Scott Lindquist, epidemiólogo del departamento de Salud, dijo que “las suspensiones escolares son una herramienta crítica y una estrategia de salud pública para controlar las epidemias en el contexto escolar“.

“Necesitamos ser agresivos al identificar los casos, aislarlos y reducir la exposición pública para acabar con los contagios y mantener protegida a la población de Washington”. Clark Clounty se ha convertido en un ejemplo de lo que sucede cuando un grupo de personas decide no aplicar vacunas a sus hijos.

En 2017, cuatro de cada cinco niños habían recibido todas sus vacunas antes de entrar a la escuela, este número es menor al promedio nacional. Ahora varios niños se han enfermado de sarampión debido a que no contaban con la inmunización necesaria. Lo que es peor aún, se espera que este número siga en incremento.

Para mantener la enfermedad en control, las autoridades cancelaron las clases y actividades extraescolares. Las nuevas reglas piden que los alumnos que no puedan demostrar que están vacunados deberán quedarse en casa al primer síntoma de infección.

Esto afecta a más de una docena de escuelas, más que nada en el suburbio de Vancouver. Por ejemplo, una escuela con alumnos que son educados principalmente en sus casas no pudieron acercarse al campus debido a esta enfermedad, lo que los hizo perder tutorías y tener desventaja en sus estudios respecto a otros alumnos.

Faltar a clases también afecta a las familias que trabajan, ya que no hay nadie que supervise a los niños por lo que tienen que pagar a alguien extra que ofrezca cuidado y esto podría afectar la economía de los padres.

Las autoridades estatales pasaron una ley para que sean más exigentes las admisiones a las escuelas de niños que no tengan vacunas. Ahora muchos padres están dándose cuenta de que aunque las vacunas tienen pequeños riesgos valen la pena si se consideran los peligros que pueden causar.

Hay un regreso preocupante de sarampión a nivel global

Alrededor del mundo el sarampión está regresando debido a la desinformación de los riesgos que pueden causar las vacunas. Una idea equivocada es que las vacunas pueden provocar autismo en los niños.

La enfermedad no solo es un riesgo de salud sino que puede tener efectos devastadores en comunidades donde se carece de servicios de salud públicos. El año pasado, 33 personas murieron de la epidemia que se desató en Europa. En Filipinas se reportaron 70 muertes, y en Madagascar ya casi se han registrado mil decesos.

Los números no sólo indican la cantidad de personas que han fallecido, pero también se debe considerar el impacto que causa en las comunidades y cómo se puede responder como sociedad a la enfermedad. Todavía tendrán que pasar dos periodos de incubación, 42 días, para que se considere que las personas pueden estar a salvo en Clark County.

Con información de Sciente Alert.