¿Qué es el citalopram?

- Por
pandalabs

El citalopram es un antidepresivo que pertenece a la familia de inhibidores selectivos de recaptación de serotonina (ISRS), por lo que comúnmente se usa para tratar la depresión y, en algunos casos, los ataques de pánico. A continuación te diremos cómo actúa, sus efectos secundarios y si tiene interacción con otros medicamentos. 

¿Qué es el citalopram y para qué sirve? 

Principalmente, el citalopram se usa para tratar la depresión, pues se cree que actúa aumentando la cantidad de serotonina, sustancia natural en el cerebro que mantiene el equilibrio mental. Este fármaco pertenece a la clase de antidepresivos llamados inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS). 

Este fármaco también se emplea para tratar:

  • Trastornos alimentarios
  • Alcoholismo 
  • Trastorno de pánico
  • Trastorno disfórico premenstrual
  • Fobia social 

Por lo general, este medicamento se toma una sola vez al día y viene en forma de tabletas de 10 mg, 20 mg y 40 mg o solución (10 mg/ 5mL) para consumirse por vía oral. Su uso requiere receta médica.

Recomendaciones de uso

Al igual que todos los antidepresivos, el citalopram debe usarse bajo la estricta vigilancia médica y siguiendo los siguientes consejos:

  • Tomarlo siempre a la misma hora todos los días, ya sea por la mañana o por la noche, con o sin alimentos. 
  • Seguir cuidadosamente las instrucciones de la etiqueta y del médico. 
  • Consumir exactamente como el médico lo indica, no tomar ni más ni menos, ni con más frecuencia de lo recetado. 
  • Tener en mente que pasarán entre una y cuatro semanas para que se note el beneficio. 
  • Continuar tomando el tratamiento, incluso cuando ya se sienta bien. 
  • No dejarlo de consumir de forma repentina, pues se puede experimentar cambios de humor, irritabilidad, agitaciones, mareos, ansiedad y otros síntomas de abstinencia. 
  • Nunca tomar dos dosis al mismo tiempo para compensar cuando se olvide consumir este fármaco.

¿Quiénes no deben consumir citalopram?

Este medicamento no está recomendado para personas que:

  • Tienen una reacción alérgica al citalopram
  • Viven con problemas cardíacos, pues puede acelerar o cambiar lo latidos del corazón
  • Han tomado otros medicamentos para la depresión, pues el citalopram puede interactuar con algunos de ellos y causar presión arterial muy alta
  • Planean quedar embarazada o están amamantando 
  • Tienen glaucoma, epilepsia o diabetes 

¿Qué efectos secundarios tiene el citalopram? 

Los efectos secundarios más comunes de este medicamento son:

  • Boca seca
  • Sudoración excesiva 
  • Dificultad para dormir 
  • Somnolencia 
  • Cansancio y debilidad 
  • Náusea 
  • Diarrea 
  • Estreñimiento 
  • Vómito
  • Dolor de estómago 
  • Acidez 
  • Disminución del apetito 
  • Pérdida de peso 
  • Micción frecuente 
  • Temblor incontrolable
  • Dolor articular y muscular 
  • Cambios en el deseo sexual 
  • Período menstruales abundantes

Este fármaco también puede provocar efectos adversos serios, entre los que destacan:

  • Dolor de pecho
  • Dificultad para respirar
  • Mareos 
  • Desmayos
  • Latidos cardíacos irregulares (lentos o rápidos)
  • Alucinaciones 
  • Fiebre 
  • Confusión 
  • Coma 
  • Pérdida de coordinación 
  • Rigidez muscular 
  • Urticaria 
  • Sarpullido 
  • Comezón 
  • Sangrado 
  • Hinchazón en la cara, garganta, lengua, labios, ojos y manos
  • Dolor de cabeza 
  • Dificultad para respirar o tragar
  • Inestabilidad y problemas de concentración o memoria 
  • Convulsiones 
  • Pensamientos sobre hacerse daño o suicidarse

Ante la presencia de cualquiera de estos síntomas, lo mejor es consultar con el médico tratante para evitar mayores complicaciones. 

Riesgo de ritmo cardíaco anormal 

En 2012, la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos, lanzó una advertencia en la que se indica que no se deben usar dosis más altas de 40 mg de citalopram al día, debido a que puede ocasionar anormalidades peligrosas en la actividad eléctrica del corazón, que conllevan el riesgo de generar un ritmo cardíaco, conocido como torsión de punta, que puede ser fatal. Asimismo, también indicó que se debe usar dosis menores en pacientes con más de 60 años de edad. 

¿Qué medicamentos no se pueden tomar con citalopram? 

Este fármaco puede interferir con varios tratamientos médicos, como:

  • Inhibidores de la monoamino oxidasa (MAO)
  • Otros ISRS, como el escitalopram 
  • Anticoagulantes 
  • Antiinflamatorios no esteroides
  • Medicamentos para la ansiedad, dolor crónico o otras enfermedades mentales
  • Suplementos nutricionales que contengan hierba de San Juan o triptófano
  • Medicamentos que afecten los latidos de corazón y cualquier otro fármaco para tratar la depresión, pues en conjunto pueden provocar latidos cardíacos irregulares e incremento en la presión sanguínea

En conclusión, el citalopram es un antidepresivo altamente efectivo que requiere de la vigilancia estrecha por parte del médico. 

Con información de la Biblioteca Nacional de Medicina de los EE.UU, FDA, Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios y NHS.

pandalabs