¿Pueden las autoevaluaciones reducir los contagios por VIH? | Nación Farma

¿Pueden las autoevaluaciones reducir los contagios por VIH?

- Por

Investigadores del CDC’s Divison of HIV/AIDS Preventions, de Atlanta, mostraron que exponer a las personas a anuncios de autoevaluación en línea y proporcionarles kits gratuitos para evaluarse a sí mismos mejora las probabilidades de que se realicen la prueba de VIH y prevengan la transmisión del virus.

Entre 2006 y 2013, la tasa de nuevos casos de VIH había disminuido casi un tercio en los Estados Unidos gracias al uso de antirretrovirales y las campañas de sensibilización pública; sin embargo, después de ese periodo, el número solo se ha mantenido.

Los Center for Disease Control and Prevention (CDC) estiman que 1.1 millones de personas viven con VIH. El problema radica en que no todos reciben tratamientos efectivos o los individuos no saben si están infectados.

Es por ese motivo, que un equipo de los CDC se dedicó a examinar el efecto de enviar autoevaluaciones de VIH gratuitas a una población de hombres que tienen relaciones sexuales con otros hombres.

La elección de este grupo de personas se debió a que dos tercios de las personas diagnosticadas con VIH en Estados Unidos son homosexuales, bisexuales o tienen sexo con otros hombres; además, 1 de cada 6 desconoce si tiene el virus.

La exposición crea conciencia

El ensayo se realizó con 2 mil 665 personas en riesgo de contraer VIH, de 18 años o más y que reportaron haber tenido sexo con hombres en los últimos doce meses.

Los investigadores dividieron a los participantes en dos grupos: uno, el de control; y el otro al que se les expuso a anuncios de autoevaluación en línea y se les otorgaron herramientas de autoevaluación gratuitos.

Dichos anuncios se colocaron en redes sociales, plataformas de streaming y sitios web de citas populares para ellos.

Quienes dieron clic en los banners fueron al sitio web del estudio, donde se les solicitó que completaran una encuesta de referencia y cuatro de seguimiento.

Otros requisitos incluyeron enviar una muestra de sangre e informar los resultados de la autoevaluación de VIH después de los 12 meses.

Los resultados mostraron que el 76.6% de los participantes en el grupo de intervención informó haber realizado pruebas de VIH tres o más veces durante el ensayo; en comparación con el 22% del grupo de control.

Además, el grupo de intervención tuvo el mayor número de casos de infecciones por VIH descubiertas.

Un efecto adicional fue que los contactos de los participantes del grupo de control en redes sociales también identificaron casos con VIH.

De acuerdo con los autores, estos hallazgos muestran que las medidas previas para proteger de una enfermedad son importantes.

Los resultados completos se publicaron en la revista JAMA Internal Medicine.

El VIH, un problema de salud pública

El virus de inmunodeficiencia humana (VIH) es una enfermedad de transmisión sexual que infecta a las células del sistema inmunitario y altera su función. La infección produce un deterioro progresivo del organismo y lo deja vulnerable ante 20 infecciones oportunistas y enfermedades como cáncer.

Este virus se ha convertido en uno de los problemas más graves de salud pública a nivel global; en especial en países de bajos y medianos ingresos.

A mediados de 2017, según con la Organización Mundial de la Salud (OMS), 20.9 millones de personas recibían tratamiento antirretroviral.

Si bien dicha terapia puede detener la transmisión de VIH por completo; no seguirla de forma adecuada, puede provocar contagios. Es por ello que la prevención es la mejor herramienta contra este virus.

Con información del artículo “Ending HIV transmission: What is the impact of giving out free self-tests?”, de Ana Sandoui, publicado en Medical News Today.