CHS: el síndrome que afecta a quienes consuman marihuana | Nación Farma

CHS: el síndrome que afecta a quienes consuman marihuana

- Por

El síndrome de hiperemesis cannabinoide (CHS) es un padecimiento de reciente conocimiento que afecta a los consumidores de marihuana.

El CHS causa dolor abdominal, náuseas, vómito y deshidratación. Los expertos señalan que dicha falta de líquido en el cuerpo provoca insuficiencia renal aguda por hiperemesis cannabinoide; la cual puede conducir hasta la muerte.

Regina Denny decidió publicar en Medical News Today la historia de cómo fue vivir con un paciente de CHS. En ella, Denny nos cuenta que su primer acercamiento a esta enfermedad se dio en abril de 2018, cuando su hijo Brian, de 17 años, fue diagnosticado en una sala de emergencia en Indianápolis.

Brian había estado viviendo con su padre y la llamó porque había vomitado durante tres días consecutivos. Antes de llegar al hospital, pararon al menos cinco veces para que pudiera vomitar.

Su hijo también comenzó a quejarse de entumecimiento y hormigueo en la cara durante el trayecto.

Una vez en el servicio médico, Brian tenía dificultades para hablar y sus músculos se contrajeron; Denny creyó que podría tratarse de una convulsión o un derrame cerebral.

Una máscara de oxígeno, una vía intravenosa en cada brazo y una muestra de sangre fueron las primeras acciones que los médicos tomaron al atenderle.

Según el especialista que se hizo cargo, la contracción muscular se debió a un ataque de ansiedad y Brian estaba severamente deshidratado.

Una médico fue quien hizo la pregunta clave: ¿fumas marihuana? La respuesta resultó afirmativa.

Los fármacos que le administraron fueron haldol y phenergan para evitar el vómito. Sus análisis mostraron daño en los riñones y todos los niveles de su organismo estaban fuera del rango normal.

Después de 24 horas en observación, Brian pudo dejar el hospital; pero tuvo que ver a un gastroenterólogo después.

El diagnóstico

En años recientes, los beneficios de la marihuana han permitido que la sea legal en algunos países con fines médicos; por eso, que provocara náuseas o vómitos no parecía real para Brian y su familia.

Tampoco creyeron en el diagnóstico porque Brian siguió experimentando los síntomas incluso al dejar de fumar.

Posteriormente, el gastroenterólogo, al que visitaron 45 días después de que dejara el hospital por su crisis, estuvo de acuerdo en que se trataba de CHS.

Brian volvió a fumar y no presentó ningún síntoma durante varias semanas; hasta octubre de 2018, cuando los vómitos regresaron.

Otra visita a la sala de emergencias confirmó de nuevo el diagnóstico.

Los médicos decidieron que el paciente debía estar en observación hasta que sus niveles mejoraran. Además, retomó sus medicamentos para la depresión, un padecimiento con antecedentes en la familia de Brian.

El síndrome de hiperemesis cannabinoide fue descrito por primera vez en 2004; en 2012 se propusieron sus criterios de diagnóstico.

Investigadores del Complejo hospitalario universitario de Coruña señalan que el CHS afecta a consumidores de marihuana y se caracteriza por episodios cíclicos de 2 a 4 días de vómito.

El mecanismo por el cual la cannabis desata estos síntomas no es claro; pero parece interactuar con la motilidad gastrointestinal.

Brian pasó un par de semana estable hasta que volvió a quejarse de reflujo ácido que había tenido desde la infancia. Aún después de haber tomado sus medicamentos, el vómito volvió.

Fueron días duros. Brian había perdido 18 kilogramos en pocos meses; y, aun con el tratamiento, no había dejado de fumar marihuana.

Los síntomas parecían agravarse. Brian decidió entonces que dejaría de fumar de forma definitiva; sin embargo, para ese momento, un dolor de espalda y dificultades para respirar aparecieron.

La reanimación cardiopulmonar que le aplicó un vecino veterano de la Marina de Estados Unidos mientras los servicios de emergencia llegaban dio una breve esperanza. No obstante, era muy tarde; ni siquiera el trabajo de los paramédicos pudo salvar a Brian.

Los análisis de la autopsia llegaron un 6 de marzo de 2019. En ellos, se indicaba la causa oficial de la muerte: deshidratación debido al síndrome de hiperemesis cannabinoide.

El inicio de la concientización

Tras la muerte de Brian, Regina Denny se unió a un grupo de Facebook sobre CHS; asimismo, creó la CHS Awareness para honrar la memoria de Brian. Contactó al canal de noticica RTV6 Indianápolis y así comenzó su camino a la concientización sobre esta enfermedad.

Los beneficios de la marihuana son múltiples: reduce la depresión, la ansiedad y el trastorno de estrés postraumático; además calma el dolor, los espasmos musculares por la esclerosis múltiple, y alivia náuseas y vómitos causados por quimioterapia.

A pesar de ello, en quienes padecen CHS puede ser mortal y el costo emocional y físico puede resultar devastador.

La historia original se publicó en Medical News Today por Regina Denny.
Con información adicional de Nacioncannabis.