Crean electrónico para la piel, transpirable y flexible, que permite supervisar la salud a largo plazo | Nación Farma

Crean electrónico para la piel, transpirable y flexible, que permite supervisar la salud a largo plazo

- Por

Los avances en dispositivos electrónicos permiten que sus usos sean diversos. En la medicina, hay aparatos que pueden integrarse a la piel para monitorear la salud de las personas y crear una interfaz con otras máquinas. Sin embargo, algunos sensores con esta tecnología son invasivos e irritan la piel cuando son colocados directamente en el cuerpo y deben permanecer ahí largos periodos.

Para contrarrestar esos efectos, investigadores de la Universidad de Tokyo, Japón, crearon un método para producir electrodos flexibles que permiten el paso del aire, no irritan la piel, y tiene un peso muy ligero. El objetivo de este método es utilizarlo para crear sensores electrónicos que permitan monitorear el cuerpo en diferentes lugares y formas, de manera ligera y cómoda para los pacientes que lo utilicen.

Características:

Este sensor está hecho con mallas elásticas y alcohol polivinílico. Cuenta también con una capa delgada de nanoestructuras de oro para transmitir electricidad; ésta sigue la línea del dispositivo y es capaz de permanecer en la piel sin sufrir deterioro.

Para crear las nanoestructuras de oro, los científicos colocaron este elemento sobre nanofibras de alcohol polivinílico.

Gracias a los materiales con los cuales está hecho, permite el paso del aire, lo que se traduce en mayor duración; además no genera irritación, inflamación o infecciones, ni resulta invasivo para quienes lo portan. Asimismo, ofrece información sobre la frecuencia cardiaca y otros signos vitales.

Para probar su durabilidad, eficiencia y comodidad, voluntarios utilizaron este sensor en su dedo. Después de una semana, las personas no mostraron incomodidad ni ningún signo de alteración en su piel. Parte de los resultados demostraron que la calidad de la señal recibida era tan buena como con los electrodos convencionales. Estos científicos también hicieron pruebas de flexibilidad y resistencia del aparato más de 10 mil veces para comprobar su duración.

¿Cómo funciona?

Para colocarlo basta con rociar agua en el dispositivo, pues cuenta con un polímero soluble que permite que el aparato sea de fácil manejo y se quede adherido a la piel. El sensor está unido a un dedo y envía las señales cuando la mano se abre o se cierra; son conducidas desde la punta del dedo a un módulo inalámbrico. Este sistema de recepción detecta temperatura y presión.

Fuente: Medgadget.com

Sobre los investigadores:

Los investigadores creadores de este método están afiliados a las siguientes instituciones:

  • Electrical and Electronic Engineering and Information Systems, de la Universidad de Tokyo.
  • Exploratory Research for Advanced Technology (ERATO), de la Japan Science and Technology Agency.
  • Department of Dermatology, Keio University School of Medicine.
  • Center for Integrative Medical Science.
  • Thin-film device Laboratory y el Center for Emergent Matter Sciencie (CEMS).

El estudio completo ha sido publicado con el título Inflammation-free, gas-permeable, lightweight, stretchable on-skin electronics with nanomeshes en la revista Nature Nanotechnology.


Etiquetas: