Inteligencia artificial en línea para evaluar agudeza visual | Nación Farma

Inteligencia artificial en línea para evaluar agudeza visual

- Por

La medición de la agudeza ocular a través de la tabla de Snellen puede ser mejorada. Una novedosa prueba que emplea inteligencia artificial en línea para evaluar agudeza visual fue desarrollada por científicos de la Stanford University. Así es más fácil realizar diagnósticos más precisos y con menores errores.

Agudeza visual y medición

El examen de la vista clásico, la tabla de Snellen, existe desde 1862. 

La agudeza visual se define como la capacidad que tiene el sistema de visión para poder percibir, detectar o identificar objetos determinados, teniendo una buena iluminación.

Para evaluar esta situación, a una distancia constante al objeto, si el sujeto en estudio ve una letra pequeña con nitidez, posee más agudeza visual que otro que no la puede ver.

La prueba consiste en identificar de manera correcta las letras en una gráfica denominada gráfica de Snellen o tabla de Snellen, a una distancia de seis metros. Solo se emplean diez letras: B, C, D, E, F, L, O, P, T y Z. Estas letras están dispuestas en un tamaño decreciente dependiendo del nivel en el que se encuentran. Un nivel 20/20 indica la visión normal.

Prueba de agudeza de Stanford

Si bien la prueba de Snellen es rápida y fácil de administrar, tiene problemas, dice Chris Piech, un científico informático de la universidad de Stanford. Los pacientes evaluados comienzan a adivinar las letras cuando aparecen borrosas, lo que implica que pueden obtener puntajes distintos cada vez que se realiza la prueba.

Piech sabe por experiencia propia lo que esto significa, pues a los 10 años le diagnosticaron uveítis crónica, una enfermedad ocular inflamatoria. «Estaba sentado y fui sometido a todas estas pruebas. Era bastante obvio para mí que era terriblemente inexacto», dice. Esto lo motivó a encontrar una manera de eliminar el error humano del examen de Snellen, además de mejorar su precisión.

Para resolver este problema, Piech y sus colegas desarrollaron una prueba en línea. Para realizarla:

  • Primero los usuarios deben calibrar el tamaño de su pantalla ajustando un cuadro en una página web al tamaño de una tarjeta de crédito. 
  • Después de ingresar la distancia a la que están desde el monitor de la computadora, la prueba muestra una «E» en una de las cuatro orientaciones. 
  • Según la respuesta, el algoritmo luego usa estadísticas para hacer una predicción de una puntuación de visión. 
  • A medida que avanza la prueba, el algoritmo puede hacer una predicción más precisa sobre el puntaje para obtener la situación de la agudeza visual de la persona.
  • La prueba hace 20 preguntas por ojo y demora un par de minutos en completarse.

Resultados superiores con IA

Los investigadores realizaron su prueba de agudeza de Stanford (StAT) a través de 1000 simulaciones por computadora que imitaban a pacientes reales. El equipo los empleó en lugar de pacientes reales porque comienza comparando con la agudeza «verdadera», algo desconocido en un humano. 

Este uso de inteligencia artificial en línea para evaluar agudeza visual fue probado en simulaciones, que funcionan comenzando con un puntaje de agudeza conocido y con tipos de errores que un ser humano podría cometer. Luego, prácticamente «toma» las diferentes pruebas oculares para comparar cuán precisas son. 

El diagnóstico redujo el error en un 74 % en comparación con la prueba de Snellen. El equipo informó estos hallazgos en las Actas de la Conferencia AAAI sobre Inteligencia Artificial. 

También, el propio paciente puede tomar StAT en myeyes.ai, aunque Piech advierte que la prueba aún no pretende reemplazar las visitas al oftalmólogo.  

En el caso de aquellos pacientes que padecen enfermedades oculares, la posibilidad de medir con precisión la agudeza desde el hogar podría ser crucial en el diagnóstico temprano. Para esto, el equipo proporciona una implementación web de nuestro algoritmo para que cualquiera en el mundo la use. 

Beneficios potenciales

Mark Blecher, un oftalmólogo de Filadelfia, que ha escrito varios artículos de opinión comparando unas cuantas pruebas oculares, manifiesta: «Definitivamente es útil». El uso de inteligencia artificial en línea para evaluar agudeza visual es muy novedoso. Por esto, Blecher elogió el empleo de esta tecnología para aumentar la precisión de una prueba clásica de oftalmología.

Blecher agrega que para el siguiente paso sería importante considerar las condiciones en las que el usuario realiza la prueba. Factores como la iluminación de la habitación o el brillo de la pantalla podrían afectar los puntajes.

Si esta novedosa prueba que emplea inteligencia artificial en línea para evaluar la agudeza visual realmente reemplazará a la tabla de Snellen, está en debate. Lo que sí Blecher indica es que lograr que todos los oftalmólogos acuerden un nuevo estándar sería «desalentador en el mejor de los casos» porque el status quo puede ser difícil de superar.

Desde el punto de vista más optimista, Laura Green, oftalmóloga del Instituto de Ojos Krieger, dice: «Creo que más del 80 % de las prácticas de oftalmología lo adoptaría rápidamente. Realmente estamos desesperados por tener una buena manera de hacer esto».

«Es una idea intrigante que revela cuán anticuada es la prueba ocular clásica», dice. Si bien Green no participó en el trabajo, ella se dedica a estudiar formas de usar la tecnología para facilitar y para optimizar el acceso a la atención médica de calidad.