Médicos piden a la FDA que exija la etiqueta de advertencia de cáncer de mama en los quesos | Nación Farma

Médicos piden a la FDA que exija la etiqueta de advertencia de cáncer de mama en los quesos

- Por

El cáncer de mama encabeza el listado las causas más frecuente de muerte en las mujeres, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).  

Según los datos más recientes de incidencia -que datan del 2016- se informaron 245,299 nuevos casos de cáncer de mama femenino y 41,487 mujeres murieron a causa de esta patología en los Estados Unidos.

En México, actualmente este tipo de cáncer es la segunda causa de muerte entre las mujeres y cada año se detectan sobre 23 mil nuevos casos- especialmente entre los 50 y 59 años- correspondiente a 60 casos al día, que ocasiona la alarmante cantidad de 6 mil muertes anuales.

Lácteos y cáncer de mama

Entre los factores  de riesgo y causas atribuibles de este cáncer se encuentran los productos lácteos, que si bien contienen escasa cantidad de estrógenos provenientes de las vacas, son biológicamente activas en humanos, además, estas hormonas sufren un proceso de concentración al ser transformada la leche en queso, aumentando la mortalidad por cáncer de mama, puesto que esta hormona femenina está relacionada con un mayor riesgo de cáncer mamario. 

El estudio epidemiológico Life After Cancer descubrió que, entre las mujeres que habían sido diagnosticadas previamente con cáncer de mama, aquellas que consumían una o más porciones de lácteos a diario, con alto contenido graso (como queso, helado, leche entera) exhibían una mortalidad por cáncer de mama 49% más alta, en comparación con las que ingerían menos de la mitad de esta cantidad.

Un estudio de 2017 financiado por el Instituto Nacional del Cáncer que comparó las dietas de las mujeres diagnosticadas con cáncer de mama con aquellas sanas para esta patología, descubrió que aquellas que consumieron la mayoría de los quesos americanos, cheddar y crema tenían un riesgo 53% mayor de cáncer de mama. Los autores relacionan a algunos de los componentes de los lácteos, como el factor de crecimiento similar a la insulina (IGF-1) y otras hormonas de crecimiento con el mayor riesgo de cáncer de quienes consumen estos productos.

Petitorio y advertencia

Si bien muchas compañías muestran su apoyo a la concientización sobre el cáncer de mama, al anunciar las donaciones que han hecho a las causas para combatir el cáncer o al colocar cintas rosadas en los productos, particularmente durante el Mes de Concientización sobre el Cáncer de Mama, el Comité de Médicos para la Medicina Responsable (PCRM), una organización sin fines de lucro con más de 12,000 médicos como miembros, manifiestan que esto no basta, por lo que han solicitado a la Administración de Drogas y Alimentos (FDA) que exija a los fabricantes de queso que muestren una etiqueta destacada en todos los productos lácteos con queso como advertencia de riesgo de cáncer- como en el paquete de cigarrillos- que diga:

El queso lácteo contiene hormonas reproductivas que pueden aumentar el riesgo de mortalidad por cáncer de mama“.

Este petitorio ciudadano fue presentado este 3 de octubre- al comienzo del Mes de Concientización sobre el Cáncer de Mama- firmada por el presidente del Comité de Médicos, Neal Barnard, autor de The Cheese Trap y Your Body in Balance, como una forma de alertar y concientizar a las mujeres sobre esta enfermedad, especialmente a aquellas que se encuentran en riesgo, por sus antecedentes genéticos, ya que: “En lugar de que los fabricantes de queso como Kraft golpeen una cinta rosada en productos como Philadelphia Cream Cheese y Macaroni & Cheese , como lo han hecho durante los meses anteriores de concientización sobre el cáncer de mama, deberían agregar etiquetas de advertencia“. “Queremos que las mujeres sean conscientes de que el queso lácteo podría ponerlas en riesgo de morir de cáncer de mama“.

“Si bien son solo trazas, parecen ser biológicamente activas en humanos, aumentando la mortalidad por cáncer de mama “, dice PCRM. Además, esta petición cita varios estudios que relacionan el consumo de queso y otros productos lácteos con alto contenido de grasa con un mayor riesgo de cáncer de seno, por lo que, argumenta este documento: “Para garantizar que los estadounidenses entiendan los posibles riesgos significativos y los costos a largo plazo resultantes de consumir productos lácteos, la FDA debe asegurarse de que el aviso anterior se coloque de manera prominente en el empaquetado y etiquetado de todos los productos lácteos“, dice el petitorio, avalado por los miembros de esta importante institución que “combina la influencia y la experiencia de más de 12,000 médicos con las acciones dedicadas de más de 175,00 miembros”.

Si la FDA acepta la solicitud, los fabricantes tendrán que asegurarse de que todos los productos lácteos con queso muestren la correspondiente etiqueta de advertencia.

Recomendaciones saludables

La cirujana experta en cirugías de cáncer de mama de renombre mundial, la Dra. Kristi Funk, ha hablado sobre el vínculo entre el cáncer de mama y los productos animales.

Funk está trabajando con PCRM, así como con varias celebridades, en una nueva campaña vegana titulada Let’s Beat Breast Cancer, que incentiva a las personas a comprometerse a tener hábitos de vida más saludables, como ingerir más alimentos de origen vegetal, hacer ejercicio físico con regularidad, limitar el consumo de alcohol y mantener un peso saludable,  para reducir el riesgo de cáncer mamario.

Alternativamente, los alimentos de origen vegetal ricos en fibra son buenos para la salud en general y de las mamas en particular, ya que pueden eliminar el exceso de estrógenos, que actúan como un poderoso detonante para la activación de este cáncer, señala esta organización.