Beneficios del durazno

- Por
pandalabs

El durazno es una fruta originaria de China que se ha popularizado en todo el mundo, por su dulce sabor y sus grandes beneficios, como ser una excelente fuente de vitamina C, potasio, hierro y fibra. A continuación, te invitamos a conocer más beneficios de este alimento.

¿Dónde se originó el durazno? 

Esta fruta es conocida científicamente, como Prunus persica, y se cree que se originó en China hace más de 8,000 años. Los duraznos se caracterizan por ser frutos pequeños con cáscara aterciopelada y una pulpa dulce de color blanco o amarillo. Son considerados como drupas o frutas de hueso, porque su carne y cáscara albergan una semilla comestible. 

¿Dónde se da el durazno en México? 

En México, el durazno se cultiva desde climas cálidos como Sonora, hasta en las zonas altas y frías de Chihuahua. También se encuentran plantaciones de este fruto en Zacatecas, con un clima más seco, o en Puebla y Veracruz, con temperaturas más húmedas. 

¿Cuál es el valor nutrimental del durazno?

Esta fruta es rica en vitaminas, minerales y compuestos vegetales, se sabe que una pieza de tamaño mediano (15 gramos aproximadamente) aporta: 

  • 58 calorías
  • 1 gramo de proteína
  • Menos de 1 gramo de grasa
  • 14 gramos de carbohidratos
  • 2 gramos de fibra
  • 17% del valor diario recomendado de vitamina C 
  • 10% del valor diario recomendado de vitamina A 
  • 8% del valor diario recomendado de potasio 
  • 6% del valor diario recomendado de niacina
  • 5% del valor diario recomendado de vitamina E, vitamina K, cobre y manganeso

Además, esta fruta también aporta antioxidantes, compuestos vegetales que en numerosas investigaciones han sido vinculados con la prevención del envejecimiento y de enfermedades. Esto gracias a que los antioxidantes combaten el daño oxidativo generado por los radicales libres. 

¿Qué beneficios tiene el durazno? 

Dentro de los principales beneficios de los duraznos se encuentra: 

Cuida la salud del corazón 

De acuerdo con un estudio con ratas, un extracto de durazno podría ayudar a reducir el colesterol y la presión arterial. Asimismo, se ha visto que al ser una fuente de potasio, se controla de mejor forma la presión arterial y, por ende, se evitan problemas cardiacos. En cuanto a este punto, la Oficina de Suplementos Dietéticos (ODS) asegura que el potasio ayuda a reducir el riesgo de hipertensión arterial, derrames cerebrales y cálculos renales. 

Mejora la digestión 

Una taza de durazno picado aporta 2.52 gramos de fibra, aproximadamente, lo que significa que proporciona al menos el 7.5 % de la ingesta diaria recomendada de fibra para una persona adulta. Además, el durazno aporta fibra soluble, que ayuda a controlar la glucosa y el colesterol, e insoluble, la cual da volumen a las heces y ayuda a prevenir el estreñimiento y, con ello, mejora la digestión. 

Por otro lado, la fibra también tiene otros grandes beneficios a la salud. Según una revisión de estudios, podría proteger la salud del colon, mantener un peso saludable, reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, diabetes tipo 2 y varios cánceres, entre los que destacan el cáncer de colorrectal y el de pulmón. 

También se ha observado que un té con extractos de flores de durazno pueden mejorar la digestión. 

Reduce la inflamación

Otro gran beneficio del durazno es que genera que se produzcan dentro del organismo ácidos grasos de cadena corta, los cuales ayudan a reducir la inflamación. Esto podría ser de gran ayuda en trastornos digestivos como la enfermedad de Crohn o el síndrome de intestino irritable. 

Esta fruta también aporta polifenoles y prebióticos que reducen la inflamación y, por ende, podrían evitar padecimientos crónicos, como diabetes, cáncer y Alzheimer. 

Fortalece el sistema inmune 

Esta fruta mejora el sistema inmunológico porque contiene antioxidantes, como los polifenoles y carotenoides, y vitamina C, compuestos que han sido vinculados con el combate al daño celular y el fortalecimiento del sistema inmune al luchar contra infecciones. 

Protege la piel 

Estudios en probeta han demostrado que los compuestos de los duraznos mejoran la capacidad de la piel para retener la humedad, por ende, mejoran la textura y apariencia de la piel. También hay investigaciones con animales que indican que la pulpa de esta fruta aplicada directamente en la piel puede evitar el daño de los rayos UV. 

Se piensa que el durazno es beneficioso para la piel, gracias a que contiene vitamina C, la cual en numerosos estudios ha sido vinculada con una mejora en la apariencia de la piel. Se sabe que esta vitamina juega un papel importante en la formación de colágeno, compuesto que da soporte y elasticidad a la piel, disminuyendo así las arrugas y asperezas. 

Como se ha visto, el durazno aporta varios beneficios a la salud, por lo que vale la pena incorporarlo a una nutrición balanceada. Para consumirlo se puede picar y agregar a ensaladas, cortar rodajas y añadirlo a la avena, como parte de un desayuno, o, simplemente, a mordidas como una colación rápida. 

Con información de Cleveland Clinic, Medical News Today, Healthline.  

pandalabs