Las redes sociales incrementan el sentimiento de soledad, nueva evidencia

- Por

Las redes sociales en Internet se han convertido en una herramienta útil para generar comunidades; intercambiar opiniones; mantener contacto con otros; así como para tener mayor acceso a información en tiempo real. No obstante, también se han convertido en la causa de problemas de autoestima, estrés y soledad.

Recientemente, investigadores de la University of Pennsylvania dieron a conocer los resultados de un estudio para identificar la conexión causal entre el uso de las redes sociales y la pérdida de bienestar de las personas. Según los autores, es el primer estudio experimental sobre los usuarios de Instagram, Facebook y Snapchat.

De acuerdo con la psicóloga Melissa G. Hunt, responsable del equipo investigador, los estudios previos que se han realizado son limitados; pues presentan situaciones poco realista.

Tres redes sociales que causan sentimientos de soledad

La decisión de enfocarse sólo en las tres plataformas —Facebook, Snapchat e Instagram—, se dio porque son las redes sociales más populares entre los jóvenes.

El estudio incluyó 143 estudiantes de la Universidad of Pennsylvania. Tuvieron que completar una encuesta para determinar su estilo de vida y sensación de bienestar al comienzo del estudio. Los investigadores también recolectaron información de los smartphones de los participantes para registrar sus hábitos con las redes sociales.

Posteriormente, de manera aleatoria, los participantes fueron divididos en dos grupos. A cada conjunto se le dieron instrucciones específicas:

  • Al primer grupo se le permitió continuar con su uso normal de redes sociales;
  • al segundo grupo se le limitó el tiempo que permanecían en Facebook, Snapchat e Instagram a sólo 10 minutos por cada plataforma al día.

Después de tres semanas, los investigadores recabaron nuevamente la información de los teléfonos celulares de los participantes; asimismo, les otorgaron encuestas para examinar diferentes factores como: ansiedad; depresión; soledad; y miedo a perderse de algo (FOMO —fear of missing out—, por sus siglas en inglés).

Los resultados mostraron que el grupo con control de redes sociales experimentó una baja en sentimientos de tristeza y soledad. Cabe destacar que esto fue mucho más evidente en los participantes que, al principio del estudio, estaban más deprimidos.

Ahora bien, es importante anotar que el estudio contó con una muestra reducida y sólo se limitó a tres plataformas; sin embargo, abre las puertas a más investigaciones sobre la relación entre el bienestar emocional de una persona y su uso de redes sociales.

Las redes sociales incrementan el sentimiento de soledad, nueva evidencia

Fuente: Pixabay

¿Debemos renunciar a las redes sociales?

A principios de este año, se dio a conocer un estudio del National Center for Injury Prevention and Control; en esa investigación se revelaban nuevas señales de sufrimiento emocional en mujeres jóvenes y adolescentes, de entre 14 y 24 años.

Muchos de los casos registrados estaban relacionados con el uso excesivo de los smartphones. La hipótesis de los científicos involucrados en este estudio fue que esta generación nació en medio de los avances tecnológicos; razón por la cual les resulta complicado no estar inmersos en la dinámica constante de las plataformas digitales y de la información actualizada a cada segundo.

El mayor problema detectado fue el aumento en los casos de depresión, acoso y problemas de sueño, al mismo tiempo que creció el uso de los teléfonos celulares.

La Real Society of Public Health también ha dado a conocer cifras negativas sobre lo que el uso de redes sociales causa. De hecho, YouTube resultó ser la única plataformas —de las más populares entre los jóvenes—, que mostró tener un impacto positivo en sus vidas. En cuanto a imagen corporal y autoestima, Instagram, Facebook y Snapchat resultaron ser las más dañinas.

Aunque es irónico que una red social haga sentir mayor soledad, hay una tendencia a que todo parezca más colorido, emocionante e interesante; esto provoca comparación entre las personas y pensamientos de inferioridad.

La Dra. Hunt, basada en los resultados del estudio de la Universidad de Pennsylvania, asegura que, cuando las personas no están enfocados sólo en las redes sociales, dedican tiempo a asuntos que los hacen sentir mucho mejor con su vida en general.

Dejar las redes sociales no es la solución definitiva; pero limitar el tiempo en cada plataforma es de ayuda. Además, se invita a realizar un esfuerzo conjunto; en el que se dé prioridad a la interacción cara a cara antes que a las redes sociales.